X

¿Quién dirige el negocio relojero de Montblanc?


 Un “Gentleman” italiano por excelencia, con gustos por el buen vestir, por la generación de estilos únicos que hagan época, por muchos considerado como el iniciador de la corriente actual del aspecto “Vintage” en la relojería. Enfocado en el negocio, pero siempre pensando en el cliente, gracias a él la estrategia de relojería de Montblanc inicia un camino centrado en cuatro colecciones, en piezas icónicas y se une a Minerva con la gama normal dentro de ellas, lo que hace que el coleccionista reconozca el valor, el entusiasta añore los grandes movimientos, pero pueda acceder a los diseños y movimientos de Montblanc.

En ocasión de la presentación de la nueva pieza para México, Davide Cerrato, director de relojería de Montblanc, nos abre su agenda para tomar media hora y contar su estrategia actual… su visión del negocio actual la define así: “La parte de relojería de Montblanc está creciendo de una manera muy interesante. Gracias al esfuerzo que se ha realizado en los últimos años en comunicar el legado de la integración entre Minerva y Montblanc. Nuestro negocio relojero crece está crece rápido. Se nota que el valor de lo que estamos haciendo se reconoce».

Davide Cerrato y el legado de Minerva

Watches World: ¿Cómo le va al negocio de relojería de Montblanc este año?

Davide Cerrato: La parte de relojería de Montblanc está creciendo de una manera muy interesante. Gracias al esfuerzo que se ha realizado en los últimos años en comunicar el legado de Minerva, la integración entre Minerva y Montblanc, todas las colecciones y las líneas de productos, el 1858, que se ha convertido en un pilar fundamental gracias al mercado de Asia. El nuevo Star Legacy, que se ha vuelto muy fuerte en China y Asia, y todas las piezas de alta gama, etc. El negocio de relojería está creciendo más rápido que cualquier otra cosa. El mes pasado fue un mes record para nosotros en términos de la cantidad de piezas que se han vendido en este segmento.

Se nota que el valor de lo que estamos haciendo se reconoce. Especialmente, los coleccionistas empiezan a entender qué es lo que está pasando.

WW: La pieza edición especial México 1858, ¿es exclusiva para México o se puede comprar el reloj a nivel internacional?

DC: Exclusivo para México y únicamente 8 piezas. Es un mercado histórico para Montblanc.

En términos de diseño, estamos utilizando una piedra original, un mineral, en particular en la esfera del 1858. Tiene que ver con el reloj de bolsillo. La nefrita verde en la edición de México y el ágata azul para el reloj que presentamos para Only Watch. Podemos mostrar cuánta diversidad puede haber al diseñar la esfera, en términos de materiales.

WW: ¿En qué se inspiró para crear la edición de México?

DC: Creo que atinamos muy bien. A los mexicanos les gustan los relojes grandes. Es un reloj de 44 mm de diámetro, es bastante masculino. Los relojes vintage han sido un gran acontecimiento en la relojería en los últimos 10 años. Me considero uno de los responsables de esta ola de las piezas vintage. El verde tiene que ver con el color de la bandera mexicana.

También es muy coherente con el 1858 de este año, lo asociamos con aventura y exploración. Las montañas, que hay muchas en México. La caja de bronce. Es una aleación muy linda, enriquecida con aluminio. Se ve muy cualitativo y homogéneo. Se alinea muy bien con la historia de su país y con la artesanía. De la misma manera, la nefrita, la estructura del cristal, su apariencia, son muy apropiados para México.

El movimiento fue inspirado en el calibre Minerva, una manecilla de fracciones de segundos.

WW: Davide, lo percibo como un mago con matiz de vintage. Introdujo la tendencia vintage a la industria. ¿Cree que será parte del futuro?

DC: Creo que seguimos surcando la ola. Actualmente, la ola vintage no solo está presente en los relojes, también lo observamos en los coches, en la moda, en las tendencias de patrimonio. Esta tendencia moldea la sociedad, a través de diversas categorías de productos. Ahora bien, nueve años después de aparecer por primera vez, la tendencia sigue fuerte, y así seguirá por unos años más.

En los últimos 2-3 años, desafortunadamente, con la crisis en el mercado, muchas marcas empezaron a hacer lo que llamamos “vintage de baja calidad”, que son las copias, réplicas de vintage, copias de los productos de otras marcas. Desgraciadamente, creo que esto aceleró la madurez de esta tendencia. Esto confunde al consumidor, referente a lo que es valioso, y lo que no lo es. Ahora tenemos que encontrar algo más. Estamos trabajando en este tema desde hace unos años.

Estoy convencido de que la siguiente ola estará, en gran parte, orientada al futuro. Hay que seguir adelante, visualizar lo que va a suceder, algo que por definición será diferente de lo que vivimos en el pasado. No creo que esta idea puede nacer nada más de una sola persona.

Esta idea debe salir de una discusión abierta entre diferentes personas, las que trabajan en distintas industrias, también las personas que trabajan con las tendencias sociológicas. Es necesario empezar esta conversación de qué es lo posmoderno en este momento, qué es la representación del futuro ahora. Creo que los arquitectos son muy buenos visualizando lo que viene en el futuro, imaginando cómo van a vivir las personas dentro de unos años.

Desgraciadamente, la visión del futuro ha estado estancada desde hace un tiempo. O estamos viendo al pasado, o estamos viendo el presente enfocándonos en lamentables consecuencias de la tecnología, las guerras, de la crisis financiera en el futuro.

Más bien, lo que necesita crecer es este sueño de algo positivo que podría pasar. Esto potenciará la nueva visión en términos de diseños y materiales. Así que creo que la próxima ola será una ruptura hacia algo muy moderno.

WW: Hablando del futuro, usted ha sido parte de Montblanc desde hace 4 años. ¿Nos podría platicar sobre los siguientes pasos como Director de Relojería de Montblanc?

La expresión moderna de la relojería

DC: Ahora, cuatro años después después del lanzamiento del Heritage, que es el cuarto producto básico más grande, tenemos una buena visión de 360 grados de lo que logramos crear. Tenemos una marca relojera muy fuerte, muy enraizada en el patrimonio de Minerva. Creo que esta integración fue absolutamente única en el mercado. Mientras más lo pienso, más veo que logramos encontrar un balance especial entre estas dos entidades, logrando expresar lo mejor de ambas partes.

Ahora, a través del producto, los clientes pueden ver qué bien funcionan Minerva y Montblanc juntas. De tal manera que, la expresión moderna de relojería en Montblanc es, hasta cierto grado, la expresión contemporánea de lo que Minerva solía expresar hace 150 años. De esta manera, conservamos los increíbles activos de la historia de la relojería, amados por los coleccionistas en todo el mundo. Porque cada vez que improvisábamos algo así, tenían miedo, y decían: “Lo van a matar”. Por el contrario, no sólo no lo matamos, le dimos un impulso, una nueva vida.

Estas cuatro líneas que no existían antes, que nunca existieron en Montblanc, de repente fueron evidentes. Ahora nos han abierto un mercado completamente nuevo, con una nueva posibilidad de expresión. De hecho, la visión que tenemos del 1858, con la exploración y la aventura, la asociación con las montañas es muy relevante para lo que somos, y no han sido aprovechadas por nuestros competidores.

También tenemos una parte clásica, con Star Legacy que representa 21 años de la línea Starline, una relación con los clientes de Asia, que se ha fortalecido gracias al enlace con Minerva. Tenemos Heritage, que es más occidental, vintage.

Actualmente no queremos, ni necesitamos lanzar nuevas líneas y extender nuestra oferta. Más bien, nos interesa trabajar para dar más visibilidad a la historia de Minerva, llevar a los puntos de venta lo que llamo la textura de la relojería, es decir, los elementos de nuestra historia y nuestro legado y patrimonio. Para que, al entrar, sientas que estás en el lugar indicado, cuando eres un apasionado de los relojes, un coleccionista. Ya sabes, lo ves y piensas: “Ésta es una marca que podría ser para mí”.

También te puede interesar   Así está estructurada la colección relojera de Montblanc

Así que, por ahora, vamos a seguir de la misma manera. Vamos a mantener estas líneas, sin duda. Creo que en el segmento donde nos encontramos ahora, podemos actualizar ligeramente la oferta. Hemos identificado unos ganadores muy fuertes entre nuestros productos, los que llamamos “productos estrella”, son productos que todos reconocen y recuerdan.

A Nicolas Rieussec le va muy bien en México. Sé que quisieron tener más de éste, porque ha tenido una fuerte presencia. Tenemos Star Legacy, con el calendario completo y la fase lunar, que está en la misma familia. Podemos dar un paso adelante en términos de oro completo, otras complicaciones. En el rango de 6 mil y 20 mil dólares, entre los más competitivos, en el que puedes jugar únicamente con cartas muy fuertes. Esta es la parte que vamos a desarrollar.

La tendencia en color

WW: Este año vimos unos colores, materiales y formas que usan. ¿Se va a quedar el verde del 1858 para el año 2020? ¿Va a escoger otro color para esta colección?

DC: Sin duda, nos vamos a quedar con el verde. Fuimos entre los primeros en usarlo, así que seguiremos con este color. La edición limitada para México es verde también. Así que es una parte fuerte del desarrollo de colores.

Por otra parte, siempre estamos en búsqueda de un color que podría convertirse en un color fuerte. El color salmón en Heritage es un buen ejemplo y se va a quedar. Sin duda, vendrán otros. De verdad queremos seguir con este tipo de colores, texturas, la pulsera, etc., para continuar impulsando estos elementos de nuestro enfoque de diseño.

WW: Hablando de pulseras, ¿se va a quedar la malla milanesa para Heritage? O, ¿se van a quedar con las pulseras de piel y nato?

DC: Nos quedamos con la malla milanesa también. Ya es una parte de nuestra estrategia del diseño de identidad. Es muy importante tener líneas con su carácter distintivo. No sólo en la esfera, la forma de la caja, las manecillas, los colores, la pulsera. Cada una debe tener su estilo específico. Y la malla milanesa se ha vuelto bastante fuerte. Así que considero que es un paso adecuado.

WW: Hablando sobre el futuro, no sobre el producto. ¿Qué opina sobre el comercio en línea?

DC: Montblanc empezó a desarrollar el comercio electrónico desde hace mucho tiempo, aproximadamente hace 6-7 años. Se está convirtiendo en una corriente significativa de nuestro negocio. Lo ofrecemos con una gama de productos en diferentes niveles.

Funciona muy bien. Montblanc actualmente tiene su app con Net-A-Porter. Por definición, vamos a involucrarnos en el medio aún más. Ahora también estamos en el Watchfinder. El mundo digital va a crecer para nosotros en términos del potencial.

Por otra parte, tenemos una red muy de boutiques, donde trabajamos en introducir un nuevo concepto en todas ellas. Trabajamos en la personalización, y agregar experiencia en los puntos de venta.

 

 

Facebook Comenatarios

Instagram