, , ,

Aston Martin DBS Superleggera TAG Heuer Edition


 |  3 marzo, 2019

Lo prometido es deuda y en el marco del Auto Show de Ginebra, la asociación entre TAG Heuer y Aston Martin da un paso más hacia adelante. Todo comenzó con Red Bull Racing y de su equipo en F1, con ello la firma británica de superdeportivos y la Casa relojera dan a conocer el primer Aston Martin desarrollado en Edición Especial en sintonía y en respeto por la marca de la Swiss Avant Garde. 

El auto: DBS Superleggera 

El bólido ha sido desarrollado en conjunto con los diseñadores de TAG Heuer y ha sido producido en Edición Limitada de 50 autos pintados color Negro Mónaco y destacados con vivos color rojo, además de por un kit de fibra de carbono excepcional. El auto cuenta con un motor V12 aspirado de 5.2 litros, con el cual libera una potencia descomunal que, sin embargo no fue revelada. Sin embargo, tomando en cuenta la versión regular no esperaríamos que se alejara demasiado: 715 hp y 664 libras pie de torque al eje trasero gracias a una caja automática de 8 cambios.

El reloj

Cada auto viene acompañado, por supuesto, de un reloj de Edición Limitada al mismo número de ejemplares. Se trata de un cronógrafo DBS Edition Carrera Heuer 02 animado por el calibre mecánico automático Heuer 02 de manufactura.

La pieza ofrece un diseño apegado al savoir faire de la marca y luce una carátula inspirada en la parrilla del vehículo, con corte hexagonal.

TAG Heuer representa innovación y savoir faire inspirados en los desafíos que se apeguen a un mejor desempeño. Las creaciones han surgido de nuestro patrocinio con Aston Martin, sitio que desarrolla los mejores autos deportivos. Con el Aston Martin DBS Superleggera TAG Heuer Edition alcanzamos una nueva altura en nuestra cooperación.

Precio: cada uno de estos ejemplares arranca en 295 mil libras esterlinas, algo así como 7 millones 528 mil pesos, al tipo de cambio de hoy.

Facebook Comenatarios

ESCRITO POR

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.
notas relacionadas