,

Entrevista a Ricardo Guadalupe, CEO de Hublot


 |  27 enero, 2021

Ricardo Guadalupe, amablemente, nos abrió un espacio en su agenda como en tantas ocasiones que hemos tenido de platicar. Sus ideas, claridad y sinceridad son claves para potenciar el equipo que tiene a su cargo, y en este incipiente 2021 esclareció las preguntas que teníamos pensadas para él y su marca: Hublot.

Publicidad
Publicidad

Entrevista a Ricardo Guadalupe, CEO de Hublot

Watches World: En julio del año pasado, Hublot arrancó un sitio de comercialización en línea, ¿cómo han sido los resultados?

R.G: El eCommerce es un canal que tiene mucho potencial y en varias regiones del planeta está siendo muy interesante a nivel de venta. Actualmente, por el tipo de producto que ofrecemos, debemos dejar que madure ya que el click and buy no es fácil. El cliente quiere interacción, poder vestir su reloj, probarse uno u otro y decidir. Hoy por hoy estamos en un 2 o 3% del total de la venta, y no creo que llegue a reemplazar al canal tradicional, pero sí serán complementarios.

WW: En años recientes notamos piezas dedicadas a boutiques o a ciudades, destinos, que cuentan con un espacio monomarca, ¿tiene pensado hacer algo por el estilo en México?

R.G: Hemos hecho varias piezas para México, que es nuestro mercado principal en América Latina, pero tienes razón, nunca para una boutique. Este año tenemos un proyecto en el cual podemos plasmar parte de la cultura de Yucatán y Quintana Roo en nuestros relojes, y también estamos desarrollando una sorpresa ligada a la sostenibilidad como proyecto para México.

WW: Uno de los fenómenos actuales en la comercialización de relojes son los upgrade watches, ¿se tiene pensado algo similar en Hublot?

R.G: Lo que tenemos pensado es iniciar un proyecto de tailor made, en donde podremos tomar tu reloj y realizar alguna customización. O incluso darte la oportunidad de que configures tu pieza, un poco similar a la industria automotriz.

WW: Hace algunos años China era uno de los mercados con mayor potencial para Hublot, en cuestión de crecimiento, ¿cómo se encuentra la marca hoy?

R.G: Tenemos –al momento– 8 boutiques en China continental, 4 en Hong Kong y 6 en Macao, el año pasado gracias a China tuvimos un año aceptable, ya que este mercado nos trajo crecimientos de 30 y 40% que, si bien no alcanzan a contrarrestar el total impacto de lo vivido en Europa y otros mercados, sí puedo decirte que ha sido un año fantástico en la región. Además de esto se da un fenómeno interesante: en China nuestro cliente principal es unos 10 años menor al del resto del mundo y esto nos habla de un buen futuro. Hace 8 o 10 años representaba un 2 o 3% de nuestro negocio y el año pasado ese porcentaje fue del 14%. Tenemos el potencial de doblar esta cifra porque, para la relojería de lujo, China representa un 30% y en el 2021 abriremos 4 boutiques más.

También te puede interesar
Hublot Big Bang Unico Sapphire Harrods Edition

WW: Y con respecto a Estados Unidos, ¿cuáles son tus planes para este mercado?

R.G: Es muy importante para nosotros, actualmente tenemos 10 boutiques y estamos trabajando con retailers para encontrar la calidad que buscamos. Sin embargo lo más importante para nosotros es la educación de la clientela, ya que el consumidor estadounidense es totalmente diferente al asiático. En China el reloj de lujo hace parte de un top 3 en prioridades de compra cuando se consigue un nivel económico considerable, pero en Estados Unidos se tienen otras prioridades como: una casa, dos casas, casa de descanso, un carro, dos carros, una moto… etcétera. Es nuestro segundo mercado y hay potencial de crecimiento, sin duda.

WW: 2021 es año de Eurocopa, de Champions League y de mucho fútbol para la marca, ¿cómo ha funcionado Big Bang e arropado por este gran patrocinio?

R.G: Big Bang e ha sido una exploración del smartwatch de lujo y hay un nicho al que estamos apuntando con cantidades exclusivas, alrededor de 2 mil piezas por año. La visión de Hublot en este tipo de producto es sumar valor, por ello utilizamos caucho, cerámica, zafiro, diseño y tecnología de vanguardia junto con nuestros partners. El fútbol es el escenario perfecto, con la Copa del Mundo Rusia 2018 logramos posicionar esta pieza y en la segunda generación nos dimos cuenta que es una idea que vamos a perpetuar en el futuro, por lo que vendremos con uno nuevo cada dos o tres años.

WW: En cuanto a la colección 2021 dos modelos sobresalen del resto. El primero es el Integral que ahora luce fabricación en cerámica, pero la pregunta es ¿cómo ha funcionado el brazalete en Hublot?

También te puede interesar
Not oldies but goodies, TUDOR Heritage Black Bay 36

R.G: Regresando al tema de Estados Unidos sabes que la mayoría de los relojes que se venden en este territorio cuentan con brazalete y, si bien hay una marca líder, queremos formar parte de esta preferencia. Para ello desarrollamos Big Bang Integral y lo ofrecimos en titanio, cerámica, oro, pero en Hublot tenemos que ser primeros, únicos y diferentes, así que incorporamos las tres referencias de este año y vendrán más.

WW: ¿Integral podría ofrecerse con un nuevo tamaño de diámetro para el sector femenino? ¿Habrá un brazalete para Classic Fusion?

R.G: En definitiva estamos trabajando en un Big Bang Integral 3 manecillas más compacto, pero para el Classic Fusion debemos pensar en un diseño propio, lo cual es bastante complejo, créeme. En 30 años que llevo dedicándome a la relojería es uno de los mayores desafíos.

WW: Cuéntenos del nuevo Big Bang Tourbillon Automatic Orange Sapphire, ¿cuánto tiempo se trabajó en el movimiento y cuál es el límite en los colores del zafiro para Hublot?

R.G: Es el ejemplo perfecto de la filosofía de la marca: the art of fusion. Porque fusionamos nuestra innovación en la industrialización del zafiro con el arte de la mecánica. Para poder lograr el zafiro en color naranja tomamos alrededor de 2 años, pero desde 2016 cuando presentamos el zafiro transparente hemos podido entregarlo en: rojo, amarillo, azul, negro y rosa, además de patentar el SAXEM en color verde. Del movimiento puedo decirte que ha tomado mucho tiempo poder desarrollarlo técnica y estéticamente. El tourbillon es un mecanismo muy complejo como bien sabes, y poder brindarle carga automática lo complica aún más; súmale 72 horas de reserva de marcha y un micro-rotor y terminamos con un calibre que es excepcional tanto a la vista como a nivel de performance.

WW: ¿Vienen más lanzamientos en el año?

R.G: Muchos más…

Consulta aquí, una por una, las novedades de Hublot presentadas en LVMH Watch Week 2021

También te puede interesar
Las caras del SIHH 2019

 

¿Quién es Ricardo Guadalupe?

De ascendencia española, Ricardo Guadalupe nació en Neuchâtel, Suiza, el 5 de marzo de 1965, donde creció y pasó toda su carrera escolar en esta región conocida como la cuna de la relojería de lujo suiza. Después de obtener su certificado de finalización de estudios y ya impulsado por un espíritu emprendedor, se matriculó en una Escuela de Negocios Suiza antes de partir hacia California en los Estados Unidos para tomar un curso en la Universidad de Los Ángeles (UCLA). En 1988, tenía 22 años. Con un título y una exitosa experiencia en América a sus espaldas, decidió regresar a Suiza para comenzar su carrera profesional. La relojería era su profesión preferida, una pasión que había crecido año tras año desde sus primeros días en Neuchâtel.

Comenzó como Product Manager en Bvlgari, una oportunidad para aprender, abordar todos los aspectos del negocio: creación, diseño, producción, adquisiciones, desarrollo de la red de distribución, marketing. En 1994, tras un encuentro con Jean-Claude Biver, que sería decisivo para su futuro, este le animó a incorporarse a Blancpain. La marca había sido comprada dos años antes por Swatch Group. Todo necesita ser reconstruido, para que vuelva a funcionar. La aventura prometía ser emocionante y le ofreció a Ricardo Guadalupe una nueva oportunidad para estimular su estilo empresarial.

En 2004, Jean-Claude Biver decidió hacerse cargo de la dirección de Hublot. Llamó a Ricardo Guadalupe para que se uniera a él en este nuevo desafío. El conjunto de tareas era ambicioso: en resumen, revitalizar esta marca y volver a desarrollarla para pasar de producir un 90% de relojes de cuarzo a producir un 90% de relojes mecánicos. No lo dudó ni un segundo. En ese momento, la marca creada en 1980 solo tenía una facturación de 25 millones de francos suizos y una pequeña plantilla de unas treinta personas. Lo que sucedió a continuación es bastante más conocido: Jean-Claude Biver y él combinaron su experiencia y su talento para hacer de Hublot un éxito. Ricardo Guadalupe asumió como CEO de Hublot en 2012, y desde entonces la marca no ha parado de crecer.

Síguenos en Instagram.

Facebook Comenatarios


ESCRITO POR

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.



notas relacionadas