, ,

A. Lange & Söhne inaugura su primer Pop-up Salon en Berlín


 |  24 mayo, 2021

A. Lange & Söhne inauguró su primer Pop-up Salon en Berlín, un espacio que servirá para que los amantes de la marca, los clientes locales y visitantes puedan descubrir las increíbles colecciones de “Lange”.

Publicidad
Publicidad

El espacio de 150 m2 se ubica en lo que anteriormente fuera una sala de cine en Kurfürstendamm 68, Berlín. El sitio fue utilizado –previamente– por la marca para realizar las transmisiones, conferencias y lanzamientos de producto durante marzo pasado, en el marco de Watches & Wonders. La nueva sucursal es, por tanto, un paso sistemático, según el CEO de la marca.

Con nuestro primer salón emergente, estamos acercando A. Lange & Söhne a nuestros clientes en el área de Berlín. Pueden explorar las sutiles diferencias que caracterizan a nuestros relojes en un ambiente acogedor y relajado.

Wilhelm Schmid, CEO de A. Lange & Söhne.

En la fachada se muestra el nuevo Lange 1 Moon Phase, que mide más de tres metros de altura hace un statement evidente. El Pop-up Salon se distribuye en un área de 150 metros cuadrados en dos plantas. Gracias a su concepto acogedor y espacioso, los visitantes se sumergen en un oasis de calma y serenidad. Las exposiciones temporales cuentan historias sobre A. Lange & Söhne. Los visitantes pueden concertar consultas individuales para ver los modelos de la colección actual y que se les expliquen sus funciones y características especiales.

También te puede interesar
Ulysse Nardin: desembarco en París

Además, A. Lange & Söhne ahora ofrece la opción de pedir relojes a través del sitio web de la empresa. Los clientes europeos que utilicen esta oferta de servicio pueden recibir el reloj solicitado en el salón emergente de Berlín y tener todos los detalles relacionados con la manipulación y el cuidado mostrados en el lugar.

El Pop-up Salon estará abierto hasta finales del año.

Síguenos en Instagram.

Continúa con: A. Lange & Söhne Lange 1 Calendario Perpetuo.

Facebook Comenatarios



ESCRITO POR

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.



notas relacionadas