Children for Tomorrow: lleva el sello Longines


 |  6 mayo, 2016

Longines, una de las marcas más prestigiosas de la relojería Suiza, recalcó su gran filosofía “Elegance is an attitude” al crear un acuerdo con la fundación sin fines de lucro “Children for Tomorrow”, desde el 2008. La compañía relojera se ha comprometido en ir al ritmo de su larga tradición por apoyar causas benéficas que contribuyan con el desarrollo y la felicidad de las personas más necesitadas.

Longines_Children-for-Tomorrow_4

Publicidad
Publicidad

En está ocasión, la clínica de la Universidad Eppendorf de Hamburgo, fue la sede en donde se llevó acabo el evento de medios, organizado por la fundación con el objetivo de informar sobre los diferentes programas de beneficencia. Children for Tomorrow, tiene la misión de brindar refugio y asistencia psicológica a los niños y familias que en algún momento hayan sufrido algún trauma de guerra, persecución o de cualquier otro tipo de violencia causada por crimen organizado.

También te puede interesar
Minuto a minuto: Longines Global Champions Tour 2017

El agradecimiento de Stefanie Graf, Co-Fundadora y Presidenta de la Organización se hizo notar en el momento en que pronunció un discurso:

“Desde el año 2008, Longines ha sido un apoyo increíble, ayudando a aumentar la conciencia en nuestros hijos y a brindar el apoyo necesario para cubrir las necesidades de la fundación, poniendo en alto nuestra misión. Estoy sinceramente contenta de colaborar con un socio que comparte mi pasión y compromiso hacia los niños más necesitados”.

Por último, Juan-Carlos Capelli, Vicepresidente y Director Internacional de Mercadotecnia de Longines, reiteró con orgullo su pleno apoyo a la iniciativa por medio de una donación de 100,00 EUR para la fundación.

También te puede interesar
Longines Socio y Patrocinador del Campeonato Europeo en Blair Castle

Longines-Roland-Garros

Facebook Comenatarios



ESCRITO POR

Comunicóloga especializada en medios impresos y electrónicos. Escribir me apasiona tanto como la alta relojería con su preciso y encantador tic-tac.



notas relacionadas