The Editor´s Seal 2017: Vacheron Constantin Celestia Astronomical Grand Complication 3600

En verdad no lo esperábamos: el reloj de bolsillo más complejo jamás producido podría evidenciar el camino, pero no así de majestuoso, con una pieza que pone el listón muy en alto de una gran complicación en miniatura. Sí, estoy a punto de compartirle que esta referencia cuenta con 23 complicaciones en un microespacio: 45 mm de diámetro y 13.6 mm de diámetro, cifras que nos hacen pensar en un crono deportivo, por ejemplo, pero este Vacheron no solo determina tiempo y tiempos deportivos, no, estimado lector…

El nuevo calibre 3600 de Vacheron Constantin es un movimiento integrado que consta de 514 piezas y tiene un grosor de solo 8.7 milímetros, una auténtica maravilla de la miniaturización y la ingeniería que controla más de 20 funciones y dispone de una reserva de marcha de tres semanas. Se trata de otro ejemplo más del saber hacer técnico de la Casa en el ámbito de las complicaciones astronómicas, cuyos orígenes se remontan a finales del siglo XIX, cuando los relojes de bolsillo albergaban las funciones de calendario perpetuo, fases lunares y hora sidérea, o también a 1914, año en el que introdujo la ecuación del tiempo “en marcha”.

Tiempo civil, solar y sidéreo

Cada una de estas funciones es accionada por un tren de ruedas distinto, además de un tren de engranajes “tropical” específico para todas las funciones solares.

Dos agujas Breguet de oro blanco recorren la carátula principal, en la que se indica la hora civil (o estándar) de manera tradicional.

El tiempo civil es un tiempo medio universal que parte de la base ficticia de que el Sol se mueve alrededor del Ecuador a una velocidad constante durante todo el año, y el tiempo medio que tarda en dar una vuelta completa es de 24 horas. Se trata de un concepto aceptado que divide el año en 365.25 días, el día en 24 horas y la hora en 60 minutos.

El tiempo solar verdadero, se basa en la trayectoria aparente del Sol en el transcurso de un día y se mide por el ángulo horario en un lugar y a una hora concretos. Según el día del año, la diferencia entre la hora solar y la hora media puede ser de +14 a -16 minutos, y solo coinciden exactamente cuatro veces al año. Esta divergencia se debe a varios factores: la órbita de la Tierra no es redonda, sino elíptica; el Sol no se encuentra en el centro de esta elipse, la Tierra no sigue esa órbita a una velocidad constante y, por último, el eje de rotación de la Tierra está inclinado con respecto al plano de su órbita.

El tiempo sidéreo es una escala de tiempo astronómico que se basa en la velocidad de rotación de la Tierra, calculada con respecto al movimiento aparente de las estrellas “fijas” y observado desde un meridiano local. La hora sidérea y la hora media difieren en aproximadamente cuatro minutos al día.

En conjunto:

En este caso particular se muestran: día, fecha por aguja, meses, años bisiestos, calendario perpetuo, indicador día y noche, fase lunar y edad de la Luna; ecuación del tiempo, ecuación del tiempo en marcha, hora de salida del Sol y puesta del mismo; duración de la noche, estaciones, solsticios, equinoccios y signos del zodiaco; horas del tiempo celeste, mapa celeste con hemisferio norte con indicación de la Vía Láctea, la eclíptica, el ecuador celeste y minutos del tiempo celeste; indicador del nivel de la marea, conjunción, oposición y cuadratura del Sol, la Tierra y la Luna, además de contar con la máxima complicación mecánica de un tourbillon, indicación de la reserva de marcha (tres semanas).

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: