Bell & Ross, el poder del carbón: BR-X1Carbone Forgé

Como cada Baselworld Bell & Ross y su legitimidad nos sorprenden mediante nuevos diseños, uso de materiales y BELL ROSSconceptualización de productos sexys dentro de sus líneas, unas que obedece a la continuación de la herencia de la aviación. Y es que cuando pensamos en lo mucho que esta marca de origen francés y acento suizo han desarrollado para la relojería contemporánea, debemos pensar en una creatividad abundante a favor del cliente que vive de la relojería que transmite emociones, unas tan importantes como el BR-X1 Carbone Forgé.

Como su nombre lo dice se presenta en caja de 45 mm de diámetro hecha de carbone forgé®, titanio grado 5 y cerámica con inserciones de caucho, combinación que al tacto resulta incomparable, mientras que a la vista es esencialmente poderosa, mientras, al interior late el calibre automático que vibra a 4 Hz y cuenta con módulo de cronógrafo para la medición de los tiempos cortos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Asimismo una pieza más llamada BR-X1 Titanium ha sido propuesta en titanio grado 5 con cerámica e inserciones en caucho, cualidades físicas que confieren un peso reducido y una apariencia más que deportiva, una síntesis perfecta del savoir-faire de la Casa en el campo de los relojes profesionales y de la alta complicación relojera, el BR-X1 es un cronógrafo excepcional de diseño vanguardista y a todas luces revolucionario, en el que la alta manufactura y tecnología se funden para exhibir las horas, minutos, segundos, totalizadores del crono, fechador y escala taquimétrica de manera auténtica y sin precedentes.

Además pudimos conocer mucho más piezas 2015 de B&R para develar durante el año, a las cuales hemos tenido acceso gracias a nuestra cita con Alexandra Castro. Este es el décimo aniversario del emblemático BR-01, por lo que se lanza una edición de aniversario limitada a 500 piezas en caja de cerámica, movimiento de tres manecillas y segundero en punto de las 6 horas. Esta pieza nace del sueño de convertir un reloj de a bordo de avión en un reloj de pulsera. Para optimizar la legibilidad y la funcionalidad, sus cifras, sus agujas y su caja cuadrada recuperan los principios de la instrumentación aeronáutica. Cada detalle tiene su porqué, su función.

Realizado en caja de 46 mm, la pieza cuenta con un poderío visual excepcional, además de que la legibilidad, funcionalidad y resistencia de la pieza permanecen como en el primer modelo, inalterados y mejorados por su caja de cerámica de alta resistencia.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

2 Comments

  1. Edgar Hernandez 19 marzo, 2015
  2. miguel 27 marzo, 2015

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: