Watches & Wonders: Cartier

CARTIERLa participación tan especial de una marca líder en la industria del lujo, el buen saber hacer y la creatividad no podía ser menos espectacular que la que ha preparado Cartier para esta última edición de Watches & Wonders, que no solamente ha exhibido relojería, sino el detalle del engastado tan particular que la Maison domina, en total son 68 las referencias que ha presentado en este marco asiático tan espectacular, que está llamado a ser una extensión de lo develado en Ginebra a principios de año.

Asimismo, de la totalidad de las piezas, 16 corresponden a nuevas creaciones, dos nuevos movimientos para animar a cuatro referencias únicas de alta joyería, mismas que dan muestra una vez más de la potencia en relojería y joyería de la Casa.

Pasha de Cartier 42 mm Skeleton Dragon Motif Watch

La creatividad de Cartier desata un nuevo universo destinado a la cultura china, rindiendo homenaje al poder y prestigio inherentes a este país, que admira al dragón y siente especial predilección por el número 8. Visible a través de su cristal de zafiro, el calibre 9617 MC se carga de manera manual, y está engastado con 233 diamantes, que destacan el poder del dragón esqueletado, y tipo Pasha de Cartier. De este modelo se encuentran disponibles tres configuraciones: con correa de aligátor, brazalete de oro blanco completamente engastado y uno más con diamantes talla baguette y brillante.

Rotonde de Cartier Second Time-Zone Day/Night Calibre 1904-FU MC

Una flamante pieza y corazón de nueva sangre llegan a la familia Rotonde con un par de complicaciones: segundo huso horario e indicador de día/noche, además de presumir gran fecha y pequeño segundero. Completamente integrado, el calibre 1904-FU MC de carga automática fue desarrollado directamente por la Manufactura de La Chaux -de- Fonds, a cargo de Carole Forestier. 42 milímetros de diámetro albergan un mecanismo dotado de la más alta tecnología, mientras que la estética obedece a la línea Rotonde, cuya carátula presenta los típicos numerales romanos y sus agujas se encuentran a las 6 h, pequeño segundero, un segundo huso horario retrógrado a las 10 h, la indicación día/noche a las 4 h y gran fechador a las 12 horas. Asimismo la carátula exhibe coloraciones plata y azul de acuerdo a la referencia de su preferencia, siendo resguardada por una caja de oro blanco u oro rosa de 18 quilates, o de acero inoxidable.

Sparkling Hours Cartier Unique Timepieces

¿Por qué limitar el paso del tiempo a una caja tradicional? Tal como sucediera a lo largo de la historia con Cartier, las formas cobran vida en su relojería, y a pesar de su inevitable esencia animal, no deja de presumir el paso de las horas, los minutos y segundos, sin dejar de lado el exclusivo savoir-faire joyero de la Maison.

La primer pieza que compartimos es una serpiente reluciente hecha de oro blanco y engastada con zafiros, pero también con diamantes de color amarillo y anaranjado, mismos que suman un total de .51 quilates al tiempo que exhiben la hora mediante un guardatiempo de cuarzo. El conjunto representa 1600 horas de trabajo de diseño y engastado por parte de los artesanos, pero más allá de eso, un inconfundible escenario de creación.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La segunda pieza es un brazalete hecho de oro blanco rodiado, que exhibe un zafiro amarillo y obsidianas en el cuerpo de la pieza, al mismo tiempo que alberga un total de 21.98 quilates de diamantes y corre el tiempo gracias a un movimiento de cuarzo. La pieza presenta el calificativo de única y cuenta con 1,500 horas de trabajo entre diseño y engastado.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: