Breguet, innovaciones que marcan la historia: el Tourbillon

Más de 200 patentes desde 1775, son un enorme dígito de contribuciones de la marca que continúa el mensaje de su fundador y fortalece la nueva dirección a lo largo de más de 200 años de desarrollo relojero: Tourbillon 1801, primer reloj de pulsera 1812 para la Reina de Nápoles, primer reloj de remontuar sin llave (corona) 1830, reloj de doble huso horario instantáneo, reloj a 72,000 a/h gracias a la utilización del silicio y el magnetismo como aliados: regulador y pivotes. Asimismo, Montres Breguet no cesa, por el contrario, continúa haciendo huso de sus innovaciones para empujar los límites de lo imaginable en beneficio de la precisión.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

4.-Abraham-Louis-Breguet

Abraham-Louis Breguet: relojero nacido en Neuchâtel y establecido en París; su elegancia, originalidad e invenciones, como el tourbillon, lo catapultan como uno de los más virtuosos del oficio. Inventó además: el sistema de paracaídas (pare-chute), el escape de áncora con superficie de impulso, la espiral plana y un dispositivo de compensación para relojes, además de muchos otros. Breguet, cuenta con una serie de innovaciones que determinaron, más que ningún otro inventor, el camino de la relojería tradicional con miras al futuro.

 

Tourbillon: patentado en 1801, es reconocido como una de las complicaciones más importantes en la relojería. Si bien por definición no es una complicación, su labor y construcción exigen al más adiestrado relojero para completar su ensamble. Tiene como propósito compensar los efectos negativos de la gravedad sobre el volante, ingresando al órgano regulador en una jaula para hacerle rotar sobre su propio eje a medida de 1 minuto por vuelta (tourbillon de 60 segundos), pero existen diferentes velocidades de giro. Breguet se inclinó por éste último, no obstante experimentó con tourbillones de 4 minutos para sus relojes de bolsillo.

5.-Breguet-tourbillon

Sin embargo, hemos propuesto tres piezas de sumo valor y diferente enfoque técnico: marcha constante: Tradition Tourbillon Fusée 7047; ultraplanismo: Tourbillon Extra-Plat Automatique 5377; y con sonería: Tradition Minute Repeater Tourbillon 7087.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tradition Tourbillon Fusée 7047

Una transmisión de energía del tipo huso cadena, entrega el poder a dos espirales al interior de una caja de oro rosa de 41 mm de diámetro. El puente del tourbillon y el volante están hechos de titanio de alta resistencia, y la espectacularidad del conjunto está protegida por un cristal de zafiro abombado que recuerda a los antiguos instrumentos de precisión. Así, el torbellino cumple con su función de precisar que el órgano regulador trabaje con un ritmo perfecto, pero el sistema fusée de cadena, garantiza la fuerza constante que consiste de un engranaje cónico unido al barrilete mediante una cadena que equilibra el par del barrilete y su transferencia al tren de engranaje, manteniendo una entrega energética precisa. Este tipo de sistema fue ideado para los cronómetros marinos, instrumentos ideales para la navegación.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Classique Tourbillon Extra-Plat Automatique 5377

Animado por movimiento mecánico automático extra-plano con tourbillon Calibre: 581DR, que late a una frecuencia de 4 Hz y presenta una amplísima reserva de marcha de hasta 80 horas. Este reloj extraplano excepcional contiene una de las invenciones relojeras más espectaculares. Presenta un tourbillon descentrado, que dispone de una jaula de titanio, cuya realización ha sido objeto de varias patentes. Asimismo, para garantizar un grosor de movimiento de 3mm y una caja de 7mm, Breguet ha creado una masa oscilante de platino situada alrededor del calibre que gira en ambos sentidos. Esta proeza técnica convierte a la referencia 5377 en el tourbillon automático más fino del mundo.

1.

Tradition Répétition Minutes Tourbillon 7087

Caja de oro rosa de 18 quilates con el canto finamente acanalado. Fondo zafiro con doble cristal. Diámetro 44mm. Asas soldadas, barritas atornilladas. Esfera de oro 18 quilates con baño de plata y decoración “guilloché” realizada a mano, descentrada a las 1h30. Individualmente numerada y firmada Breguet. Disco horario con números romanos. Agujas Breguet de “pomme évidée” en acero azulado. Movimiento mecánico de carga automática con repetición de los minutos y tourbillon 60 segundos a las 6h. Numerado y firmado Breguet. Platina y puentes de titanio. Cal. 565DR. 16 líneas, 60 rubíes. Sonería con regulador magnético. Reserva de marcha de 80 horas con indicación en una ventanilla a las 12h. Masa oscilante bidireccional de platino situada a la periferia del movimiento. Puente superior de la jaula del tourbillon de titanio. Escape de áncora de lado invertida con cuernos de silicio. Volante Breguet. Espiral Breguet de silicio. Frecuencia 4 Hz. Ajustado en 6 posiciones. Contrariamente al modelo 7800, cuya membrana era de vidrio metálico, Breguet ha podido realizar aquí, gracias a sus investigaciones en materia acústica, una membrana de oro a la que se ha fijado un cristal de zafiro que ofrece una vista sin igual sobre el movimiento. A todas estas innovaciones se suma el uso, en este modelo Tradition Minute Repeater Tourbillon 7087, de un regulador magnético, tal como ocurría en el Classique La Musicale 7800. A diferencia de un regulador tradicional, este sistema patentado se compone de cabezas perdidas de plata situadas bajo unos imanes y desaceleradas mediante campos magnéticos.

¿Cómo funciona el tourbillon? Dale PLAY. 

Breguet cuenta con puntos de venta en la Ciudad de México y en el Caribe Mexicano. Contacte a: Peyrelongue Chronos, Av. Presidente Masaryk #431, Distrito Federal, México (Tel: 01 55 5281 5050) // Ultrajewels Luxury Avenue Km 13, Plaza Kukulcan Interior Zona Comercial, Zona Hotelera Cancún, 77500, Quintana Roo // Torres Joyas, Centro Comercial Angelópolis (222 + 2250087) // Mario Ramos, Monterrey Nuevo León, (Paseo San Pedro Tel: 8183352358).

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: