55 Aniversario del Carrera

TAG Heuer es sinónimo de Carrera, una colección que celebra 55 años de haberse presentado y con ello, múltiples referencias que rinden tributo a un reloj que está más vivo que nunca, y por demás atractivo.

Carrera Calibre 16

Hoy presenta dos relojes nuevos con apariencia vintage y gran elegancia dentro de la colección TAG Heuer Carrera Calibre 16 con un diámetro de 41mm: un modelo en color negro con correa de piel negra y otro en color azul con pulsera de acero. Los toques en rojo, los colores, los contrastes y la distribución de los contadores, son claras referencias al deporte automovilístico. Dos modelos deportivos con una firma vintage producidos por los tres contadores blancos, que se destacan claramente con una esfera con una pestaña blanca con una escala de 60 segundos. El contador de segundos es a las 9 en punto, el contador de minutos a las 12 en punto y el contador de horas a las 6 en punto. El bisel está hecho de cerámica y cuenta con una escala tacómetro, un componente crucial en un cronógrafo automotriz.

También te puede interesar   Jaeger-LeCoultre es Patrocinador Oficial del 75 Festival Internacional de Cine de Venecia

Carrera Chronographe Tourbillon Cronómetro Tête Vipère

Se trata del primer crono de la marca en recibir este prestigioso sello. En 1897, el Observatorio de Besançon estampó por primera vez el sello Tête de Vipère en un cronómetro. Prueba de la elevada calidad metrológica de un reloj, este emblema es un símbolo de excelencia y precisión inigualable. Abandonado en los años 70 y activado de nuevo en 2006, el sello Tête de Vipère se ha estampado desde entonces en tan solo 500 piezas. Para obtener este certificado de excelencia, cada reloj, una vez montado por completo, se somete a un protocolo de 16 días de prueba en cinco posiciones y a tres temperaturas distintas. Dicho observatorio es el único organismo público e independiente habilitado para revisar los cronómetros. Más que una prueba de calidad y precisión, este sello valida un savoir-faire técnico que raya en la perfección. De hecho, el sello certifica al reloj en su conjunto, y no solo al movimiento. Finalmente, este sello está estampado en el puente exhibido en el reverso de la pieza a través de un cristal de zafiro empleado para su fondo.

También te puede interesar   Peyrelongue Chronos, epicentro del lujo y el tiempo

Carrera Chronograph GMT

Basado en el calibre Heuer 02, se emplea un módulo de segundo huso horario ideal para el viajero. Este cronógrafo recupera los códigos y el ADN del Heuer Carrera, en particular la disposición original de los contadores de 1963, es decir, 3-6-9. Los minutos y las horas del cronógrafo se encuentran en las 3 h y las 9 h, el segundero pequeño permanente en las 6 h y la ventanilla de fecha en las 4.30 h, a los que se añade la función GMT.

Es la primera vez que TAG Heuer añade esta complicación a su prestigioso movimiento de manufactura. El segundo huso horario, ultrapráctico y ajustable en su totalidad a la corona, se lee a través de la aguja lacada en rojo y gracias al bisel con escala GMT de 24 horas, que combina cerámica negra y azul. El movimiento de manufactura Heuer 02, visible a través de la carátula esqueletizada, va alojado dentro de una caja de acero macizo de 45 mm, hermética hasta 100 metros.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: