10 relojes “back to basics”, la principal tendencia del SIHH 2018 de Ginebra

No, el regreso al origen no es un término peyorativo, simple y sencillamente es relojería de entrada a la mecánica suiza, y es que no se ingresa al mundo de la Alta Relojería por medio de un tourbillon, un repetidor o un calendario perpetuo…

…En este 2018 se apuntala una de las tendencias que exhibió su rostro el año pasado, como ejemplo la línea Master –en acero– de Jaeger-LeCoultre. Y es que si en 2013, 2014 y 2015 apreciamos piezas de altísima complicación mecánica en prácticamente todas las Casas relojeras. Este año calendario nos trajo relojes tres manecillas por doquier, incluso el surgimiento de nuevas líneas en Casas tan tradicionales y abolengo como lo es Vacheron Constantin.

Prácticamente ninguno de los exhibidores dejó este capítulo vacío, con excepciones como Richard Mille, claro está. A continuación compartimos las referencias que usted, y yo podremos soñar con portar algún día…

A. Lange & Söhne Saxonia Thin 

La mayor cualidad estética de esta pieza, al menos la que más se distingue, es su increíble carátula denominada azul cobre. Son 39 mm de diámetro para la caja de oro blanco y en cuestión mecánica entrega funciones de horas y minutos. No más, no menos. Esencialmente llama la atención cuando se admira el fondo del reloj, ya que la mecánica y acabados de la firma de Sajonia nos enamoran. ¿Menos es más?, usted dirá.

Audemars Piguet Royal Oak Jumbo 

Esta nueva referencia cuenta con todas las características originales de la firma, y de aquel modelo original de 1972.  Está animada por el calibre de manufactura 2121 de remonte automático y posee 40 horas de autonomía. La caja se extiende hasta los 39 mm de diámetro, poco más de 8 mm de grosor y está hecha de titanio con bisel de platino.

Baume & Mercier Baumatic

Esta colección luce un nuevo calibre de manufactura que, si bien no quedará en un tres manecillas, brinda hoy 120 horas de autonomía (5 días) con precisión certificada y funciones simples, tradicionales. Tanto como su caja y estética. El precio verdaderamente le hará evaluar su siguiente compra en relojería, ya que la tecnología de silicio también se hace presente.

Drive de Cartier Extra-Flat

Luego del éxito obtenido por esta nueva familia, la firma da la entrada a nuevas ejecuciones con calibre extra-plano durante este 2018. Ambas versiones se abrazan al pulso mediante correas de piel de cocodrilo, y en su interior vibra un calibre mecánico automático de manufactura 1904MC-PS.

Hermès Cape Cod 

El Cape Cod es un cuadrado dentro de un rectángulo, y se acompaña de una correa de doble vuelta que lo realza añadiendo al reloj un toque de originalidad y atrevimiento. Su diseño cuenta con numerales distintivos y ahora luce nuevas versiones. La primera lleva una carátula rodiada, pulida para darle un efecto espejo, y cubierta con una preciosa laca traslúcida. Está disponible en dos tamaños, pequeño y grande, y se completa con un brazalete de malla milanesa de vuelta doble o sencilla.

IWC Portugieser Hand Wound Eight Days

Forma parte de la Jubilee Collection, es decir, celebra 150 años de la firma. Porta un calibre de gran capacidad energética, exhibe: horas, minutos y segundos de manera sutil y poética durante 8 días. Luce también una correa color negro de piel de cocodrilo y además carátulas laqueadas que simulan ser esmalte por el cuidado proceso de su fabricación.

Jaeger-LeCoultre Polaris Automatic

Dejando fuera al emblemático Memovox (alarma y reloj de buceo), esta colección arranca con el modelo automático. Dos coronas darán vida a las funciones de la pieza, una es para ajustar el tiempo y otra para hacer lo propio con el bisel interno. En el interior vibra el calibre 898/1, con reserva de marcha de 40 horas. Asimismo luce una carátula negra o azul océano con tratamiento soleil, granallado y opalina.

Montblanc Star Legacy Automatic Date 

La línea más elegante y clásica de Montblanc se renueva gracias a un patrón guilloché de explosión en la carátula que enmarca la emblemática estrella de la firma. Además, posee las funciones de: horas, minutos, segundos y fechador, junto con una correa color azul que hace juego con sus agujas.

Panerai Luminor Base Logo 3 Days Acciaio 

Es sin duda uno de los más bellos. Y para muestra basta su simplicidad, que replica la historia de relojería militar naval que la firma consiguió en Italia, pero de manera dramática modificó para hacerse de un nombre de lujo ya como parte del portafolio de marcas de Richemont. Animado por el calibre manufactura P.6000, posee 3 días de autonomía que se arman de manera manual, algo verdaderamente especial para los amantes de la horología tradicional. Asimismo, se abraza al pulso mediante una correa de cuero con revestimiento textil de alta resistencia y con un pespunte azul que destaca su elegancia.

Vacheron Constantin FiftySix 

Debuta la colección en homenaje a la referencia en la que se inspira: 6073 de 1956. Esta pieza pretendía decir el tiempo, no más, no menos, pero de manera elegante, tradicional y apegada a la mejor manufactura que puede existir. Vacheron Constantin bien sabe de relojes elegantes, pues lleva haciéndolos a lo largo de toda su existencia. En este episodio, la nueva referencia de “entrada”, está animada por el calibre mecánico automático 1326 que ofrece 48 horas de autonomía e indicaciones de las horas, minutos, segundos y fechador en punto de las 3 horas. Su fondo está abierto y desarrollado en cristal de zafiro, transparencia que permite admirar el movimiento y el increíble nivel de acabado de la pieza.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: