Cultura rusa, cortesía de Graf von Faber-Castell

Pluma del Año 2014, así  califica la propia casa de escritura al instrumento perteneciente a su colección de lujo, que está inspirado en la arquitectura tipo romana del Palacio de Catalina de San Petersburgo, antigua capital del Imperio Ruso. La nueva edición de la “Pluma del Año 2014” presenta un útil limitado a 300 estilográficas y 30 bolígrafos convencionales. Su cuerpo resplandece de manera majestuosa gracias al chapado en oro de 24 quilates que contrasta con las pequeñas placas color negro distribuidas a lo largo del mismo, al tiempo que una roseta de oro con incrustaciones de media decena de piedras de jaspe, recupera el diseño de uno de los palacios más bellos de todo el planeta..

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Reestructurado por el arquitecto escocés Charles Cameron (sexta modificación desde los cimientos), el palacio fue modificado a solicitud de Catalina la Grande, quien consideraba la arquitectura previa como “nata batida” y anticuada, por lo que cuando ascendió al trono se encaprichó al sonar de un millón seiscientos mil rublos, cifras que coronaron la imagen homenajeada en el artículo de escritura desarrollado por la casa de alta escritura alemana. El jaspe rojo oscuro, que solo puede encontrarse en Rusia y demás piedras preciosas, se encuentran presentes en los apartamentos del piso superior de la construcción, haciendo de este un símbolo de la opulencia y capricho de los famosos zares de Rusia.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: