TAG Heuer Monaco Calibre 11 y Autavia son premiados por el Red Dot Award 2017

TAG Heuer Monaco y Autavia son dos leyendas principales de la Casa de La Chaux -de- Fonds, Suiza. Se trata de dos piezas que marcaron un antes y un después en la relojería helvética, y de las cuales hoy seguimos emocionados por conocer su propuesta para, en algún momento, vestirlos en nuestra muñeca.

Red Dot Award es uno de los premios más prestigiosos de diseño en el planeta, se celebra en Essen, Alemania, desde hace más de seis décadas con la misión de evaluar a lo mejor del diseño de producto a nivel internacional.

Este año se presentaron 5,500 convocatorias provenientes de 54 países

Sin embargo, sólo algunos artículos fueron seleccionados por el trazo de sus líneas, y de estos destacamos a la leyenda de: TAG Heuer Monaco y TAG Heuer Autavia.

MONACO

En el caso del primero, fue presentado en 1969, justo como uno de los relojes más espectaculares del momento, y con una desvelación a la par entre Ginebra y Nueva York. Fue el primer cronógrafo con calibre mecánico automático (Chronomatic calibre 11) y caja cuadrada. Además presentaba un buen nivel de hermeticidad y una carátula azul metálico que se inspiraba directamente de los deportes de motor.

Inmortalizado tras la inclusión en la película Le Mans de 1971 protagonizada por Steve McQueen, esta pieza, modelo 1133B “McQueen Monaco”, le brindó una visibilidad espectacular a la marca dentro del mundo de entusiastas a la velocidad.

El nuevo diseño se inspira en el original, recupera las líneas y se entrega en un tamaño de 39 x 39 mm de diámetro. Al interior vibra el legendario movimiento de Dubois Dépraz y ofrece una hermeticidad de hasta 100 metros. Posee un cristal de zafiro con tratamiento anti-reflejos, y se ajusta al pulso mediante una correa de piel de becerro perforada.

Autavia

Su nombre proviene de la dualidad Automóvil y Aviación, debido a la visión de la familia Heuer para enfocar sus instrumentos de precisión al servicio de este par de disciplinas. Lanzado en 1962, este 2017 cumplió 55 años de historia que, si bien puso una pausa durante los tiempos recientes, celebró su relanzamiento con una pieza de inspiración vintage inspirada en el Autavia “Rindt” de 1963.

La decisión de recuperar esta estética fue producto de una iniciativa que involucró a cuanto fan existiera de la pieza, y luego de 50 mil votantes se decidió por este look sesentero de líneas fluidas que comulgan entre el pasado y presente de la firma. Al interior vibra el calibre Heuer 02 de cronógrafo automático con fechador y 80 horas de autonomía a 4 Hz.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: