¿Qué es el lujo? ¿Comprarlo o vivirlo? #OnlyU

La tarde de hoy el Hotel Live Aqua sirvió como sede para el evento de presentación de la revista Unique “The Only Way to Meet”, publicación que ha sido develada en colaboración con Watches World, tanto en su aparato de logística como en comunión editorial.

Felicitamos a Rafael Hernández, Director General de este título por abrirnos las puertas de este interesante proyecto, asimismo debemos apuntar que el motivo de la junta fue presentar opciones y dinámicas para entender al lujo de una manera más acertada. Los invitados arribaron con el propósito de comprender qué es el lujo y cómo dirigir un evento que genere experiencias de beneficio para las empresas que representan.

Unique

Asimismo debemos destacar la importantísima presencia de nuestros socios comerciales y amigos: Jaguar/Land Rover y Montblanc México, cuya representación y acciones antes, durante y después del evento han sido reconocidas por cada uno de los asistentes, quienes no dejaron de tomar una fotografía al F-Type de Jaguar, subirse a la Range Rover Evoque o bien, de admirar las vitrinas de artículos que Montblanc preparó para los asistentes.

Quizá el concepto previo se lea diferente para todos, ¿qué es en realidad?¿ una cuestión de apreciación?, ¿de poder económico?, ¿de accesibilidad al mundo premium? Demasiadas interrogantes que solo pueden ser entendidas, abordadas y aceptadas gracias a diferentes puntos de vista, que se encuentren en algunos puntos coincidentes y que generen una especie de manual para entender lo que resulta una experiencia de lujo.

Captura de pantalla 2014-04-24 a la(s) 14.09.31

Captura de pantalla 2014-04-25 a la(s) 00.57.22Algunas personas encuentran un valor monetario para medir el lujo, otras consideran que éste no existe, que es algo que no se puede comprar y tampoco tiene precio, lo que definiría al lujo como una experiencia más allá de un producto. Y es así que comienza una apertura de tres personas que viven el lujo de diferentes maneras: Claudio Flores, una persona que ha vivido de acuerdo a las circunstancias que le ha presentado la vida, define al lujo con base en sus “datos”, cifras y estadísticas duras que nos llevan a observar de qué tamaño es la pirámide (porcentaje de personas) que tienen la capacidad de comprar o vivir lujo. Por otra parte debemos pensar en el lujo desde el punto de vista de la riqueza, –”Qué tanto es tantito”– diría Mauricio Candiani, conferencista especializado en el concepto de cuándo se es rico midiendo la balanza entre excedente, patrimonio y capacidad de compra, ¿hasta donde llegar para cumplir con nuestros satisfactores? Esta definición se encuentra en el gasto, el ahorro y el ingreso y va directamente conectada a la acción de gastar o invertir, de cuidar o despilfarrar –”la lana”– que nos llega.

Captura de pantalla 2014-04-25 a la(s) 00.57.59Finalmente, mencionaremos al Director General de estas letras, a Guillermo Lira, quien se ha desempeñado como un importante periodista de automóviles y relojes de alta gama y complicación, pero además como directivo de empresa y comprador de bienes para él, su familia o para el entorno que trabaja alrededor de la firma que representa. Una visión completamente diferente que se base en un concepto de exclusividad en el lujo, que separa a lo premium de este concepto gracias a una clasificación que se engloba en un término: la escasez.  No tiene que ser demasiado caro para ser lujoso, porque ¿se imagina a un hombre rico perdido en el desierto más lejano a la civilización sin una gota de agua? En ese momento no se le ocurrirá saciar su sed con la mejor botella de champagne, sino que pensará en cualquier riachuelo o charco de agua estancada para calmar su necesidad básica de hidratación.

Y de aquí me gustaría hacer una pausa para compartir la definición del lujo de estos cuatro interesantísimos personajes:

 

Poco a poco y a medida que profundizamos en la presentación y exposición, seguramente cada uno de los asistentes a la conferencia fueron aclarando su visión del lujo, o quizá hayan definido este significado de una manera completamente opuesta a lo propuesto, lo cirro es que finalmente llegamos a ciertas conclusiones que seguramente usted, estimado lector podrá adoptar, al menos en su generalidad: el lujo es escaso, el lujo sin historia no existe, requiere de un anclaje cultural previo, el lujo tiene que ver con el piso de vida de la persona que lo vive, es una cuestión de apreciación del momento y circunstancia, para lograr lujo no siempre se debe subir la escala de los bienes o artículos más costosos, el lujo se encuentra en el detalle de los artículos y/o experiencias, el lujo debe aislar y contener al “negativo” para evitar un efecto dominó, se debe entender a la persona que lo va a experimentar y a la cual queremos llegar, y finalmente, una de las más importantes, al menos para quien escribe: el lujo no tiene recetas, pero debemos estar receptivos a cada detalle para poder realizar de cada producto una experiencia memorable.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: