Velocidad en serio: Oris Air Racing Edition V

Limitados por la fricción tan necesaria que ejerce un neumático en su superficie de rodamiento contra la carpeta asfáltica, los vehículos en Tierra pueden desarrollar cierta velocidad, tanta como su tren motor les permita y su coeficiente aerodinámico corte el viento sin empujarlos a abandonar la pista, y si bien el motoracing es verdaderamente emocionante, el récord de velocidad en Tierra se ostenta en grandes rectas de superficie ligera, no así en la aviación…

ORIS

La pista del cielo es verdaderamente excepcional, se puede maniobrar, curvar, desacelerar, subir y bajar experimentando con ello los límites de la resistencia humana y rompiendo los parámetros que dicta la física.

Así pues, Oris lanza su quinta Edición de Air Racing, una serie destinada a rendir homenaje a las hazañas de Don Vito Wypraechtiger, piloto ganador de la Gold Race en hace un par de años, y que fuera segundo lugar del mismo desafío en 2014.

ORIS

El reloj: un verdadero instrumento de precisión que, además, forma parte de la colección Oris Big Crown ProPilot de la Casa fundada en 1904. En esta ocasión su configuración exhibe una caja de 45 mm de acero recubierta con DLC negro, además de una corona a juego y cristal de zafiro abombado que acompaña la curvatura de la muñeca. Animado por el mecanismo automático Oris Cal. 752, base Sellita SW220-1 el motor posibilita la indicación de las horas, minutos, segundos y day-date.

Estética: cuidadosamente estudiada para brindar la mayor legibilidad posible sin sacrificar un ápice de diseño, sus agujas lucen una tonalidad grisácea que contrasta con la profundidad de la carátula en color negro, mientras que el segundero posee una punta colorada en rojo, a juego con el interior de la correa de textil de alta resistencia con cierre desplegable. Finalmente, el fondo de la pieza exhibe un grabado del Scarlet Screamer, “bólido aéreo” tripulado por Don Vito Wypraechtiger.

ORIS

Postdata: prepárate para volar por el, pues está próximo a llegar a nuestro mercado con una oferta muy interesante de valor, fiel a la filosofía de Oris.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: