Motor de Élite, ELITE 6150 de Zenith

Las renovaciones estéticas en las colecciones de relojería obedecen a tendencias, sugerencias y peticiones de diferentes ZENITH mercados, no obstante, cuántas veces pensamos en el interior de la pieza, en lo que la anima y posibilita que el cliente final esté completamente satisfecho con la pieza que calza en su muñeca…

En el caso de ZENITH, la Manufactura de Le Locle fundada –exactamente– hace 150 años, su responsabilidad en este sentido es máxima, y es que la calidad de construcción y fiabilidad de un movimiento como El Primero debía tener un “hermano menor”, es por ello que a principios de los 90 desarrollaron un calibre que fue nombrado el mejor movimiento del año, y que se presentó en la FeriaZENITH de Basilea de 1994.

Sus características eran las básicas, de un modelo de entrada también conocido como “tractor” en la industria relojera, es decir, un bloque horológico a toda prueba. Frecuencia de 4 Hz y remonte automático de impresionante robustez, no obstante, conforme la tecnología avanza, aquel calibre debía renovarse, y por ello le modificaron para entregar prestaciones de última generación: 100 horas de reserva de marcha con segundero central y construcción modular que, posibilitará el ingreso de diferentes complicaciones, hablando de una autonomía de este nivel, bien pudiéramos recibir noticias próximas de un crono, GMT, fechador instantáneo, complicaciones de calendario, fase de Luna etc.

Finalmente destacamos que hoy por hoy el movimiento ha sido incrustado en una caja que ejecuta las mediciones de: horas, minutos y segundos, pero lo hace mediante una caja ultraplana de 42 mm de diámetro y hermética hasta 30 metros con fondo de cristal de zafiro, lo cual permite admirar los acabados de esta evolución de élite conformada por 195 componentes para 3.92 mm de altura con doble barrilete, autonomía de 100 horas y ritmo de 28,800 alternancias por hora.

Vs la versión anterior: Elite 693 – 186 componentes, 3.94 mm de perfil, carga automática y autonomía de 50 horas a 4 Hz.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: