Montblanc presenta colección TimeWalker de cara al Festival de la Velocidad de Goodwood

El tema de este año fue la velocidad, la conexión con el deporte motor y la cronometría de vanguardia. 

Montblanc se asocia a los deportes más emocionantes del planeta, y con base en los valores de elegancia y excelencia presentó su Colaboración Oficial con el legendario Goodwood Festival of Speed. 

Desde aquella región inglesa, destaca la información más importante del día de hoy con una referencia de lanzamiento en consecuencia a este patrocinio.

Se trata del Montblanc TimeWalker Chronograph Automatic, que se viste de oro rosa en contraste con el color negro, llevando al límite los códigos de velocidad y estética.

Además de esta configuración especial, el reloj Montblanc TimeWalker Chronograph Automatic cuenta con el emblemático bisel negro giratorio unidireccional estriado en el flanco y hecho de cerámica negra brillante de alta tecnología para ofrecer máxima robustez y durabilidad. La cerámica tiene propiedades impresionantes, tales como una alta resistencia a los arañazos, es antioxidante, tiene una superficie brillante única y está protegida contra todos los agentes químicos comunes. El bisel puede utilizarse como un indicador de segunda zona horaria.

Las asas son semi esqueletadas, como las entradas de aire de la carrocería de un coche, y la corona negra DLC y los pulsadores de cronógrafo son estriados, como los tapones de gasolina vintage para un mejor agarre. Completando el diseño automovilístico, el fondo de la caja ha sido equipado con una abertura de cristal ahumado -que recuerda a las ventanas de vidrio que cubren los potentes motores V12- y las correas incluyen agujeros de perforación, parecidos a los guantes de conducir de piel utilizados en los días en que los volantes eran de madera y necesitaban sujetarse firmemente. Cuenta con el calibre MB 25.07 mecánico de remonte automático con 46 horas de autonomía. La pieza se extiende hasta los 43 mm de diámetro y luce un acabado satinado sobre el acero y un bisel de cerámica negro mate.

Montblanc TimeWalker Chronograph Rally Timer Counter Limited Edition 100 

Ideal para el coleccionista, esta pieza posee la versatilidad de poder ser montado en la muñeca, bolsillo o transformarse en un reloj para montarse en un cuadro de instrumentos de la cabina de un automóvil. La construcción de la caja –de titanio grado 2– se extiende hasta los 50 mm y luce un canto estriado y recubierto con DLC negro para conmemorar el espíritu de las carreras de autos. Al interior porta el calibre de cuerda manual y de manufactura MB M16.29., motor de alta fiabilidad que vibra a 18,000 alternancias por hora, inspirado por el Minerva 17.29. El cronógrafo posee una rueda de pilares y acoplamiento vertical con autonomía de 50 horas de reserva de marcha.

¿Qué dice el CEO de su Asociación?

“Goodwood es la última celebración de las tradiciones y los logros de las carreras de coche a lo largo del último siglo, cuando la herencia de Montblanc en relojería está ligada con los cronógrafos que se usaban durante los días de gloria de las carreras automotrices”, dice Nicolas Baretzki, CEO de Montblanc. “El Goodwood Festival of Speed es la plataforma perfecta para presentar nuestra nueva colección TimeWalker ya que esta asociación junta las ambiciones de empujar los límites del rendimiento y de las carreras del sector automotriz por un lado, y la innovación en el sector del rendimiento relojero por otro lado.”

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: