Hublot domina el arte de la fusión

La pieza que hoy presenta Hublot es una clara muestra de elegancia y deja en claro que el blanco, más que una tendencia, ha llegado para quedarse. La nueva incorporación a la colección Classic Fusion, denominada Classic Fusion Chronograph White, luce diamantes blancos, carátula blanca, correa blanca… la interpretación perfecta de la filosofía Hublot: el “arte de la fusión”. El blanco es un color mágico y eterno, de gran feminidad y elegancia que además puede utilizarse tanto en verano como en invierno.

Relojería tradicional y modernidad

El Classic Fusion Chronograph White extrae sus líneas de los códigos de la relojería tradicional mientras hace gala de toda la modernidad de Hublot, mostrando líneas más suaves y clásicas.

También te puede interesar   Healey Chronograph, de autos clásicos y relojes

Este reloj está disponible en dos referencias distintas: una versión elegante y deportiva Titanium Chronograph y una versión en la famosa aleación de Hublot, King Gold Chronograph (oro aún más precioso gracias a la adición de un 5% de platino), con 42 diamantes blancos que suman un total 1.35 quilates en el bisel.

Su diámetro de 42 mm, lo hace ideal tanto para dama como para caballero, y su movimiento HUB1100 cronógrafo mecánico de cuerda automática cuenta con 155 componentes y late a 28,800 a/h. Su ventada de fechador rectangular de se ubica a las 6 h y ofrece una reserva de marcha de 42 horas.

El conjunto se completa con una correa blanca con hebilla desplegable de piel de aligátor blanca cosida sobre caucho tono sobre tono con la que se obtiene comodidad, flexibilidad, lo que la convierte en una pieza realmente cómoda. No se puede pedir más: estilo, elegancia y comodidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: