H.Moser & Cie, Baselworld 2015

Desde Basilea y recién desempacados nos llega la información y de “bote pronto” damos cobertura a una de las marcasH.Moser Cie que deberían aterrizar en nuestro país por su calidad de producto y expertise técnico, pero además porque sus relojes realmente son bellos, muy…

Poniendo en contexto, imagínese contar con una producción de apenas 1000 piezas al año, producto de una historia que data de 1828,  la marca fundada por Heinrich Moser ha decidido “nadar” contra corriente y contra la tendencia general de las complicaciones. Su célebre calendario perpetuo no lo parece, ya que es sumamente sencillo de leer, por lo tanto hermoso, producto de un minimalismo elegante.

Exclusividad total para una marca prácticamente de boutique y que no sería la opción para comprar un primer reloj, o probablemente sí, pero no sin antes conocer un poco más de la Manufactura que está asentada en Neuhausen Rheinfall, Suiza, y cuya particularidad despliega un savoir-faire capaz incluso para desarrollar órganos reguladores y espirales para la industria, uno de los componentes más difíciles de dominar.

Bueno, pues hoy ha arrancado el año para la marca, que nos tiene una sorpresa con acento femenino, pero que ya nos sorprende con el encanto de un torbellino carátula azul que responde a la colección Venturer, y que además entrega el utilísimo segundo huso horario.

Venturer Tourbillon Fumé Dual Time: fabricado en caja de oro blanco con extensión de 41.5 mm de diámetro, la carátula recibe nuestra atención entera gracias al motivo rayos de Sol e índices bellamente aplicados, mientras que el movimiento es un calibre desarrollado in-house que lleva por nombre HMC 802 y se trata de un motor a 3 Hz de remonte automático bidireccional. Su rotor está hecho de oro macizo de 18 quilates y carga al muelle real al menos por tres días de autonomía, la cual será regulada por una espiral Straumann Doble original de la Casa. Finalmente la maravilla de esta complicación es su gran personalidad en su elegante tamaño, ya que además de contar con un torbellino en punto de las 6 h, también entrega la función de un segundo huso horario que puede ocultarse a demanda.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Venturer Small Seconds: porque un tres manecillas a veces es más. Si bien es cierto que amamos las complicaciones relojeras y buscamos desafiar cada día los alcances de los horlogers dedicados a impulsar la mecánica hasta donde la materia les permita, cuando surgió el segundero sucedió un fenómeno mundial a favor de la precisión, y precisamente esta aguja es una de las más hermosas cuando se le mira caminar en su circunferencia. Asimismo, los primeros relojes de tres manecillas ubicaban al segundero en punto de las seis por motivos prácticos, por lo que ahora esta configuración es exclusiva del homenaje a los relojes de bolsillo del siglo XIX. La nueva referencia está hecha en oro blanco con diámetro de 39 mm y un perfil de 12.5 mm, lo cual se “escucha” bastante confortable, ¿no es así? Ideal para portar con traje y exhibir frente a los amigos, su grandiosa carátula ardoise fumé con motivo rayos de Sol se roba nuestra atención, mientras que el mecanismo de carga manual HMC 327 da vida a las horas, minutos y segundos a un ritmo de 18,000 alternancias por hora durante tres días completos. Finalmente destacamos la inclusión de una espiral de casa Sraumann, con curva Breguet.

Endeavour Small Seconds oro rosa y diamantes. Una nueva tendencia en la relojería mecánica es enforcarla también a la mujer, por lo que no hay mejor aliado para realizar esta introducción que el mineral más apreciado por ellas, y es que no me dejarán mentir, el diamante es su mejor aliado y brilla al mismo ritmo que su personalidad única. Su carátula Fumé deja ver un 12 en número arábigo que se apropia de la identidad del dial y deja los índices aplicados en segundo plano, mientras que los 76 diamantes engastados al bisel destacarán la belleza de su construcción áurea de 18 quilates. La información técnica indica que la afortunada propietaria deberá dar cuerda a su reloj a partir de la corona, mientras que podrá portarlo en su mueca mediante una correa de satín color ciruela cosida a mano con hebilla de ardillón.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Y así, finalmente H.Moser & Cie presenta una ejecución de su Venturer Small Seconds con numerología romana. Una carátula a la cual describen como Neovintage gracias a que hoy por hoy este tipo de índices están en boga. La apariencia propone nuevas estéticas para los diferentes mercados del planeta, que en ocasiones se decantan por un “leve” cambio en la carátula o en la forma en la que se muestra el tiempo. El calibre HMC 327 es utilizado como motor, mientras que el oro blanco acentúa la luminosidad de una carátula combada lacada en color blanco, de extrema finesa.

Con estas nuevas referencias a la familia de producto Venturer y Endeavour, H.Moser & Cie demuestra que da un paso certero su búsqueda de nuevos adeptos, así como de su buen gusto en la creación de un producto extraordinario.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: