El futuro de Audemars Piguet y el Royal Oak Concepto…

No se a usted, estimado lector, pero a mí en lo personal, me provoca una emoción particular cada objeto que posea el calificativo “concepto”, ya sea que se trate de un automóvil, gadget o un reloj, cada uno de estos artículos lleva nuestras expectativas a otro nivel, obligándonos a mirar hacia adelante y dando rienda suelta a nuestra imaginación, sea relojera o no…

Audemars Piguet es sinónimo de alta relojería, independencia, tradición, vanguardia, exclusividad, lujo, en fin, de muchos adjetivos, pero como su slogan publicitario lo dice: “To break the rules, you must first master them.”, se debe dominar el propio sentido relojero y estético para idear un nuevo concepto bajo un mismo nombre –de leyenda–: ROYAL OAK.

La familia fabricada en acero noble crece una vez más, ahora en titanio, dando cabida a una complicación muy contemporánea: segundo huso horario GMT, ideal para viajeros y para los hombres y mujeres de negocios, que deben permanecer un día en un continente y al día siguiente tomar el avión para encontrarse con su familia. La complicación del siglo XXI ya no es un lujo, sino una necesidad. No obstante, Audermars Piguet sabe que no puede presentar un GMT común, debe hacerlo a través de un movimiento revolucionario que surja directamente del departamento Research & Development, y que incorpore además una de las complicaciones más hermosas y tradicionales de la relojería a favor de la precisión de sus indicadores: el tourbillon de 60 segundos.

AUDEMARS PIGUET

Royal Oak Concept GMT Tourbillon // Ref: RO 26580IO OO D010CA SDT / Movimiento: mecánico de cuerda manual / Calibre: 2930 / No. de piezas: 291; joyas: 29 rubíes / Reserva de marcha: 10 días (237 h) / Frecuencia: 3 Hz (21,600 a/h) / Caja: titanio / Cristal: zafiro por ambos lados / Bisel: cerámica blanca / Corona: atornillada / Hermeticidad: 100 m / Carátula: espueleada / Funciones: horas y minutos; segundo huso horario (GMT) a las 3 h e indicador de posición de la corona a las 6 h; selección de funciones e indicador día y noche, tourbillon de 60 seg a las 9 h / Agujas: Royal Oak y bisel interior de aluminio / Correa: caucho blanco con cierre desplegable de titanio

Royal Oak Concept GMT Tourbillon // Ref: RO 26580IO OO D010CA SDT / Movimiento: mecánico de cuerda manual / Calibre: 2930 / No. de piezas: 291; joyas: 29 rubíes / Reserva de marcha: 10 días (237 h) / Frecuencia: 3 Hz (21,600 a/h) / Caja: titanio / Cristal: zafiro por ambos lados / Bisel: cerámica blanca / Corona: atornillada / Hermeticidad: 100 m / Carátula: espueleada / Funciones: horas y minutos; segundo huso horario (GMT) a las 3 h e indicador de posición de la corona a las 6 h; selección de funciones e indicador día y noche, tourbillon de 60 seg a las 9 h / Agujas: Royal Oak y bisel interior de aluminio / Correa: caucho blanco con cierre desplegable de titanio

Su carátula “desnuda” nos invita a mirar una película futurista tipo “Star Trek”, mientras la estética minimalista y clara de su configuración en titanio, llena de luz, hace juego abrazándose a la muñeca mediante la tradicional pulsera de caucho blanco. Finalmente podemos mencionar que la curvatura en la caja mediante cortes geométricos, centra nuestra atención y punto focal en lo que verdaderamente importa: su bisel octagonal de cerámica blanca. No obstante, los cambios no solo obedecen a la configuración exterior, sino que ahora el puente superior del Calibre 2913, se presenta en éste material (cerámica) en forma de reloj de arena, enmarcado por los puentes del tourbillon y el disco GMT (9 y 6 h respectivamente).

Podemos resumir la funcionalidad de la pieza exhibiendo que se trata de un GMT ultra-preciso y de fácil lectura, que puede manipularse gracias a un pulsador en posición de las 4 h, que se basa en 12 horas y está formado por dos discos superpuestos, lo que facilita la visualización de la hora. El primero, sobre el que se muestran las horas, completa un giro cada medio día. El segundo, situado justo debajo, completa un giro en 24 horas y tiene dos zonas de color: una mitad blanca para el día y otra negra para la noche, pero si hablamos del tourbillon, podemos mencionar que está compuesto por 85 piezas (biseladas, pulidas, montadas y equilibradas a mano) para un peso de menos de medio gramo (0.45 g), expertise que obliga a que el relojero trabaje durante casi tres días completos para instalar la jaula y armar el mecanismo. Adicionalmente, cada función del reloj continuará ejerciendo sus labores a lo largo de 237 horas (10 días) gracias a un sistema de doble barrilete paralelo, exclusivo de Audemars Piguet.

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: