Chronomat Airborne, la renovación de la perfección

Chronomat 1984-2014_JPEG (high resolution)_2657

A tres décadas del lanzamiento del cronógrafo estrella de Breitling®, la Manufactura ha decidido renovarlo dando como resultado el Chronomat Airborne, una serie especial de estilo técnico y profesional.

Durante esta edición de Baselworld se recordó que fue 1980 el año en que la patrulla de acrobacia aérea de la armada italiana, conocida como Frecce Tricolori, lanzara una licitación para elegir su reloj oficial. Motivada por esta solicitud, Breitling® desarrolló el cronógrafo de aviación perfecto; una herramienta especialmente pensada para satisfacer las necesidades de los pilotos.

Gracias a que fue fabricado en estrecha colaboración con la patrulla italiana, todos los detalles de construcción y diseño del Chronomat respondían a las exigencias de los profesionales del aire. En 1983, la Frecce Tricolori eligió esta pieza como su reloj oficial y, a su vez, la casa suiza lo convirtió en su nuevo bastión. En 1984, para celebrar por todo lo alto el centésimo aniversario del surgimiento la marca de cronógrafos suizos, el Chronomat fue lanzado en su colección estándar.

Como es de suponerse, lo largo de los años el Chronomat ha sido estéticamente modificado, pero sin perder su carácter y estilo icónicos; su robustez, funcionalidad, precisión y fiabilidad han sido mejorados constantemente; prueba de esto es que en 2009, fue el primer cronógrafo en incorporar los nuevos calibres de manufactura Breitling®.

30 años de precisión

Con el fin de conmemorar el 30 aniversario de su modelo estrella, la casa relojera suiza, ha creado una serie especial que conjuga el diseño y la esencia del Chronomat Frecce Tricolori original, dando paso al Chronomat Airborne.

Además de ostentar el estilo potente, técnico y elegante característico de su predecesor,  el Chronomat Airborne luce un bisel giratorio satinado, provisto de cuatro índices móviles en relieve que permiten descontar los tiempos de vuelo, facilitando la rotación incluso usando guantes.

Cuenta con una caja robusta de acero (de 41 o 44 milímetros) con acabados pulidos. Por si fuera poco, se ofrece la posibilidad de elegir entre una carátula negra con contadores plateados o una plateada con contadores negros; una pulsera ultra resistente de tela negra tipo militar y cierre desplegable. Esta pieza de arte alberga un calibre de manufactura Breitling 01 de cuerda automática y un mecanismo con certificación cronómetro del COSC (Control Oficial Suizo de Cronómetros).

Para dar un toque aún más especial a la celebración Bretling grabó en el dorso de la caja del reloj la inscripción “Edition Spéciale 30º Anniversaire” (Edición Especial 30º Aniversario), así como la silueta de un Aermacchi, uno de los diez aviones de la patrulla italiana.

Acerca de 

Comunicóloga especializada en medios impresos y electrónicos. Escribir me apasiona tanto como la alta relojería con su preciso y encantador tic-tac.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: