Desafío histórico de Zenith, la Route du Rhum

Una de las competencias más peligrosas en alta mar está a punto de llevarse a cabo gracias a Yann Guichard, quien intentará lo imposible, navegará en solitario un Spindrift 2 diseñado para albergar una tripulación de 14 hombres, pero además llevará los colores de Zenith en la prueba que comprende la legendaria Route du Rhum.

No es casualidad que la marca se ligue a este tipo de competiciones, y es que en realidad su historia la ubica con grandes nombres de héroes, que han desafiado las probabilidades y las leyes de la física, desde los primeros aviadores, el hombre que surcara por vez primera el Canal de la Mancha, hasta Felix Baumgartner, el único ser humano supersónico. Zenith ha estado en estos momentos y lo volverá a hacer gracias a Yann Guichard, un velerista tan talentoso como osado, quien buscará conseguir uno de los trofeos más codiciados en su disciplina, la Route du Rhum, que comenzara a ejecutarse en 1978.

ZENITHSe trata de una regata trasatlántica en solitario que tiene lugar cada cuatro años, su recorrido comprende 3.542 millas, más de 6 kilómetros y su salida tiene lugar en Francia, Saint Malo, mientras que culmina en Pointe-ààPitre, Guadeloupe. La edición 2014 verá una cifra sin precedentes de 90 barcos, incluyendo 8 multicascos maxi oceánicos en la que Zenith estará representada por Spindrift 2, el elegante trimarán de regata, que será el más grande en la línea de salida.

Skipper Yann Guichard está consciente de las dificultades que tendrá que afrontar: “On a boat the size of Spindrift 2, the slightest manoeuvre requires an hour’s work’, he explains. ’You can’t simply make one move after another, or waste all of your energy at once, because you have to remain clearheaded, and ready for the next challenge that awaits”.

Asimismo la primera edición de la “Ruta del Ron” fue ganada por el canadiense Michael Abedul en su barco Olympus, quien completó la travesía en 26 días y 6 horas, por un margen de 98 segundos sobre el segundo clasificado: Michel Malinovsky en Kriter V. Hoy, 36 años después, la carrera debe durar aproximadamente una semana, 7 días en los cuales el capitán deberá emplearse a fondo física y mentalmente sin descanso.

Durante la competencia, Yann pasará la mayor parte de su tiempo al aire libre, bajo el dosel, en la unidad de un piloto especial que será sede de su equipo junto a su litera y todo el equipo necesario.
Zenith se liga a la vela como lo ha hecho siempre, a partir de su incansable lista de héroes, que tienen a bien ser Embajadores mismos de la Manufactura generada por Georges Favre-Jacot en 1865

Acerca de 

…Ya entendería yo, con cada pieza de alta relojería, que la mayor parte de lo que llamamos extraordinario se disfruta sin percatarse del paso del tiempo, pero mirando el reloj.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: